PERFUSIONISTAS: LOS ENFERMEROS DEL CORAZÓN ARTIFICIAL

Noticias, Noticias FENASENF

Mateo Galleguillos Ramírez, Director Ejecutivo y actual Coordinador de Asuntos Laborales de FENASENF, es uno de los 46 enfermeros Perfusionistas que existen en Chile. Un trabajo silencioso y anónimo, porque pocos conocen en qué consiste y la importancia de la labor que ellos y ellas desarrollan.

El o la perfusionista es un profesional de enfermería que integra el equipo quirúrgico a cargo de realizar cirugías cardíacas, en niños y adultos. Su principal función en este proceso es manejar la máquina de circulación extra corpórea, también llamada “Maquina Corazón-Pulmón Artificial”. En palabras sencillas, es un dispositivo que permite mantener el flujo de sangre a los tejidos del cuerpo, sin que pase por el corazón y regular los niveles de oxígeno y dióxido de carbono en la sangre. Esto permite al cirujano poder reparar con éxito el corazón enfermo del paciente.

“La perfusión es una actividad de mucha responsabilidad, debido a que a través de ella se mantiene con vida, artificialmente, a los pacientes mientras son operados. Lo anterior, sumado a la coordinación armónica que debe mantener con el equipo de cirujanos, anestesista y arsenaleras, hace de esta actividad, un trabajo muy estresante, como también de mucha satisfacción profesional”, comenta Mateo Galleguillos, quien se formó en el Hospital del Tórax y se especializó en Buenos Aires, Argentina, cuando esta especialidad de enfermería estaba recién naciendo en Chile. “Actualmente los  Perfusionistas son formados durante al menos un año en los mejores centros de cirugía cardíaca del país. La actualización de estos profesionales debe ser continua, dado el rápido desarrollo de nuevas técnicas, insumos y equipos”, agrega el profesional.

Este perfusionista, después de 36 años desempeñando dicha actividad, dejó los pabellones para dedicarse por completo al gremialismo, también se desempeñó en la UTI del Hospital del Tórax y UCI del Hospital San Borja Arriarán, y no desestima algún día volver a la actividad clínica.

El Perfusionismo En Chile

En Chile, el 04 de septiembre 1957 se realizó la primera perfusión extracorpórea, para una operación a corazón abierto, efectuada por el cardiocirujano pediátrico Helmut Jaeger, en el Hospital Calvo Mackenna de Santiago. Irma Spoerer, fue la Enfermera de entonces 23 años, quien estuvo a cargo de la máquina corazón-pulmón artificial. Por lo tanto, podría ser considerada la primera enfermera perfusionista de nuestro país. Dicha operación de 1957 fue la primera de Latinoamérica y una de las primeras del mundo que usó la máquina corazón pulmón artificial.

 

 

 

Comparte este contenido...Email this to someone
email
Share on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter
Share on LinkedIn
Linkedin
Print this page
Print